Román Rodríguez señala la actualización continua del profesorado como pieza fundamental de la calidad educativa

El conselleiro presidió hoy la entrega de los Premios a Proyectos de Formación permanente del Profesorado en Centros
El objetivo de los galardones es dar reconocimiento a las buenas prácticas en este campo y fomentar que los centros docentes desarrollen proyectos propios en este sentido
Mar, 12/06/2018 - 13:18

El conselleiro de Cultura, Educación y Ordenación Universitaria, Román Rodríguez, presidió hoy la entrega de los Premios a Proyectos de Formación Permanente del Profesorado en Centros 2017 a siete centros públicos de toda Galicia. En concreto, los centros premiados son, por la provincia de A Coruña, los CEIPs Francisco Vales Villamarín (Betanzos), Barrié de la Maza (Santa Comba) y Plurilingüe O Ramo (Fene). En la provincia de Lugo consiguió el galardón el Conservatorio Profesional de Música Xoán Montes (Lugo); en la de Ourense el CEIP Plurilingüe Vilar de Barrio (Vilar de Barrio); y en la de Pontevedra el IES de Sanxenxo (Sanxenxo) y el Centro de Educación Especial de Panxón (Nigrán).

Cada uno de los centros galardonados obtuvo una asignación extraordinaria de 2000? sobre lo concedido para el desarrollo del plan. Asimismo, se concede una mención especial a los mejores proyectos de formación de entre los premiados (CEIP Plurilingüe O Ramo e IES de Sanxenxo), consistente en una asignación extraordinaria de 1000?.

Durante su intervención el conselleiro señaló el aprendizaje y actualización del personal docente cómo una de las piezas fundamentales para que un territorio pueda tener un sistema educativo de calidad. ?La excelencia de la enseñanza gallega depende, en grande medida, de sus profesionales, porque la calidad de un sistema educativo es igual a la calidad de sus docentes", dijo.

Casi 3.000 actividades formativas

Román Rodríguez destacó la apuesta de su departamento por el aprendizaje continuo del docentes a través de la Red de Formación Permanente del Profesorado, que en el pasado curso organizó más de 2.800 actividades formativas, lo que supuso un incremento del 26% con respeto al curso 2015/2016, que llegaron a más de 20.000 docentes, lo que representa el 60% del total del profesorado de Galicia. Además, estas acciones tuvieron una valoración de 4,3 puntos sobre 5.

El conselleiro felicitó, asimismo, los centros galardonados, ?cuyo magnífico trabajo debe ser un referente para el conjunto de la comunidad educativa gallega?.

El objetivo de esta convocatoria es valorar la participación de grupos de docentes en proyectos de formación en centros que afecten cualitativamente al ámbito organizativo y de gestión de los centros, al entorno familiar e institucional o a la elaboración y uso de recursos multimedia interactivos, que promuevan nuevas formas de pensar, de trabajar y nuevas herramientas. De este modo, se pretende dar reconocimiento a las buenas prácticas y fomentar que los centros desarrollen, a través de estos planes, aquellos aspectos que permitan la actualización y el perfeccionamiento de las competencias profesionales de los docentes para la mejora de la calidad de la educación y de los resultados escolares.

Implicados 7 de cada 10 centros

Este curso siete de cada diez centros de enseñanza públicos (un total de 688 centros) desarrollan durante este curso un Plan de Formación Permanente del Profesorado (PFPP) con una o más líneas formativas, planes que tienen como objetivo perfeccionar las competencias profesionales de los docentes. Para eso, cada centro desarrolla actividades centradas en sus necesidades, al tiempo que se propicia una organización escolar que favorezca la transformación de los centros en organizaciones capaces de aprender y generar conocimientos. La Consellería presta su apoyo económico y humano la estos planes de formación a través del Centro Autonómico de Formación e Innovación (CAFI) y de los centros de formación y recursos (CFR).

Para la concesión de los premios se valoró el contenido innovador y transferibilidade del proyecto, los recursos tecnológicos utilizados, el trabajo multidisciplinar y en equipo, el grado de implicación de la comunidad educativa, los recursos aportados a la comunidad y el desarrollo de las competencias profesionales docentes a través de estos proyectos. Asimismo, se tuvo en cuenta a existencia  de un sistema de evaluaciones relativo a la implantación y desarrollo del proyecto y el nivel de logro conseguido.